Publicado: 13 de Mayo de 2015

Las zanahorias son deliciosas, saludables, accesibles y muy versátiles. Por ello, hemos enumerado diez formas diferentes de aprovecharlas:

1. Puré: Hazlas al vapor, tritúralas con un poco de mantequilla, sal y leche en polvo. Si la consistencia te parece floja, hazlo a partes iguales con puré de papas.

2. Sopa de zanahoria y tomate: Una reconfortante y nutritiva receta que puedes hacer como entrada o como una rica cena.

3. Ensalada de zanahorias y rábanos: La textura crocante de ambos vegetales hará que cada bocado sea una nueva sensación.

4. Ensalada rallada: Un acompañante perfecto para parrillas, zanahoria y repollo con un rico aderezo y estás listo para compartir.

5. Zumos: La combinación de naranja y zanahoria, llamada tres en uno cuando al dúo se le suma la remolacha, son dos de muchas opciones con este alimento.

6. Ensalada marroquí: Esta especiada y deliciosa forma de servir las zanahorias exalta su sabor gracias al comino, ajo, limón y aceite de olivas.

7. Hamburguesas veganas: Acompañadas de lentejas y cebollas, crean un relleno de contextura densa que se puede cocinar a la plancha para que los paladares vegetarianos no se queden sin una hamburguesita.

8. Torta de zanahoria: Un clásico dulce lleno de sabor que además lleva al postre nuestra anaranjada hortaliza, acompañada de una riquísima crema y especias.

9. Chicken pot pie: No pueden faltar en el relleno de este estadounidense plato de pollo con tapa de tarta, junto a guisantes y una suave y cremas salsa.

10. Pasapalos ligeros: En vez de panes, acompaña tu salsa con palitos de zanahoria y estarás cortando las calorías de forma notable.